Saltar al contenido

Tipos para no perder tu maleta en el aeropuerto

Una de las principales preocupaciones de cualquier viajero es perder la maleta. Estar frente a la cinta transportadora y ver que nuestro equipaje no llega es una angustia por la que todos esperamos no pasar. Y es que empezar un viaje sin las maletas supone comunicarlo a la aerolínea, esperar horas o incluso días hasta que nuestras pertenencias nos sean devueltas… Para evitar esta situación, a continuación te dejamos 7 consejos que te harán disfrutar de tu viaje sin preocupaciones.

1. Llevar el mínimo equipaje posible.
Dejando a un lado los largos viajes en los que es imprescindible llevarnos una gran cantidad de pertenencias, debemos intentar llevarlo todo como equipaje de mano y no facturar ninguna maleta. A menudo tenemos la tendencia a llevarnos muchas cosas "por si acaso" que realmente no son necesarias, si tomamos sólo lo que sí lo sea, impediremos que nuestras posesiones se pierdan.

2. Facturar temprano.
En caso de que se tenga que facturar alguna maleta, debemos procurar que sea de las primeras en entrar en el avión y de esta manera evitaremos que no haya espacio para ella y se quede en el aeropuerto de salida.

3. Deshacernos de las etiquetas antiguas.
Si no retiramos las etiquetas de nuestros últimos viajes de la maleta, a la hora de pasar el escáner puede que tenga lugar una confusión y nuestro equipaje llegue a un destino no deseado. Para que esto no suceda basta con procurar que haya una sola etiqueta enganchada al equipaje, la del viaje que vamos a emprender.

4. Poner una etiqueta de identificación.
Una buena idea para que sea fácil relacionar que nuestro equipaje nos pertenece es enganchar una etiqueta donde se incluya nuestro nombre completo y un teléfono para contactar con nosotros. Cabe destacar que no recomendamos escribir nuestra dirección, ya que si lo hacemos, cualquiera que lea la etiqueta dispondrá de la información de dónde vivimos y el tiempo que estaremos fuera.

5. Personalizar y hacer única nuestra maleta.
A veces, cuando todo el equipaje de un vuelo circula por la cinta transportadora, es difícil distinguir nuestra maleta de entre todas las existentes. A menudo ocurrió que involuntariamente un pasajero se llevó la maleta de otra persona por error. Para evitar esta incidencia y reconocer rápidamente nuestro equipaje, aconsejamos comprar las maletas de colores llamativos y atípicos, o bien personalizarla con algún pañuelo o pegatina.

6. Introducir un geolocalizador.
Hay dispositivos tecnológicos que sirven para meterlos en las maletas y así poder localizar en todo momento dónde se encuentran a través de una aplicación. Disponer de este tipo de aparatos ayudará a que la compañía aérea nos devuelva el equipaje lo más rápido posible.

7. Hacer fotos de la maleta.
A la hora de encontrar nuestra maleta o, en el peor de los casos, reclamar nuestras pertenencias, será oportuno haber tomado fotografías del interior y el exterior de la maleta y habilitarlas en la compañía. Además, está bien hacer una lista con todos los objetos que contiene y señales o colores para su identificación.

Si quieres recibir en tu correo electrónico información sobre destinos, concursos, eventos y mucho más, suscríbete a nuestro newsletter.

Comparte en whatsapp
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin

Deja un comentario

Tu Dirección de Correo electrónico sin Publicada Sera.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan las datos de tus comentarios.